La polémica entre la selección chilena y Nike

Definitivamente, la selección chilena no está muy cómoda en el desarrollo de la Copa América. En poco tiempo ha encarado el contagio de algunos de sus futbolistas, las lesiones en la plantilla y la renovación de su escuadra. No debe olvidarse que la llamada “Generación Dorada del fútbol chileno” ya se encuentra en fase concluyente.

A todos estos problemas se ha sumado la controversia entre la Asociación Nacional de Fútbol Profesional de Chile con la empresa Nike.

Para muchos televidentes de la Copa América y numerosos cibernautas, ha sido una gran sorpresa que Chile juegue este campeonato con un parche bordado en la camiseta, en el sitio donde debería estar el logo de Nike. Evidentemente han surgido las interrogantes al respecto ya que ni Nike ni la ANFP han brindado demasiada información sobre este suceso.

Cabe puntualizar que dicho problema de la ANFP con Nike no es un tema reciente. Según la web deportiva PazziperilFitness.it, la ANFP viene reclamando a Nike el pago de 5.6 millones de dólares fijados contractualmente. Sin embargo, la firma asegura que este pago solamente debía cumplirse si La Roja lograba disputar 10 partidos entre julio de 2019 y julio de 2020. Debido a la pandemia, este número de certámenes no se llegó a concretar.

Asimismo, la marca menciona que la demanda fue dirigida contra la filial de Nike en Chile, cuando el contrato se firmó con la casa matriz.

Dicha disputa no solo compromete la indumentaria de la selección chilena para la Copa América, sino también para los futuros partidos que dispute La Roja. En efecto, la prensa especula que posiblemente esto detenga el trabajo de Nike para los nuevos diseños que se debieran usar en las Eliminatorias para el Mundial de Qatar 2022, lo que involucraría tanto los uniformes oficiales como las ropas de entrenamiento.

De perder la demanda, podría significar un punto negativo para la estabilidad económica que viene manejando la marca estadounidense en los últimos años pese a la crisis pandémica. Según los estudios financieros hechos por la misma empresa, durante el primer semestre de 2020 Nike tuvo ingresos adicionales de un 9 % en camisetas deportivas para hombres y de casi un 11 % por calzado.

Prontamente saldrán los nuevos estudios y se espera mantener unos porcentajes igual de alentadores. No obstante, esta clase de situaciones judiciales dañan la reputación de las marcas y desalientan la renovación de contratos. Esto debería ser evaluado por parte de Nike para sus próximos convenios con clubes y selecciones.

La controversia ha avanzado en las últimas semanas, por lo que se encuentra en fases cruciales. En su momento, la notificación del proceso judicial le valió a la firma estadounidense el envío de un documento donde se daba de baja el contrato unilateralmente.

En la actualidad, la acción resolutiva le corresponde a la Cámara de Comercio Internacional de New York. Mientras tanto, la selección chilena seguirá ocultando el logo de Nike en sus partidos por Copa América y Eliminatorias.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here